Ad Clicks : Ad Views : Ad Clicks : Ad Views :
¡Alerta!

Hemos detectado un bloqueador de anuncios. Por favor, desactívalo para seguir navegando por esta página. Gracias por tu comprensión!

Más herramientas indispensables

/
/
/
23665 Views

Seguimos con nuestro recorrido por las diferentes herramientas que debe haber en un buen Taller.

Martillo

Otra de las herramientas básicas, tanto para montar muebles como simplemente para colgar un cuadro. Son muy sencillos, por lo que con que escojamos uno resistente es suficiente. Hay una extensa variedad de martillos, pueden servir para clavar, desclavar, romper, desplazar o para trabajar diferentes tipos de superficies: madera, chapa, roca…

La forma básica del martillo consiste en un mango (comúnmente de madera) con una cabeza pesada (generalmente de metal) en su extremo.

Martillo de uña

Es el que comúnmente conocemos. Posee una “uña” en un extremo de su cabeza. Mientras que en el otro tiene una pieza redonda o cuadrada bastante maciza. Esta parte es llamada “cotillo”.

Martillo de bola

Está fabricado en acero. Su mango es de madera, generalmente aunque también los hay de fibra. Es ideal para utilizar junto al cincel. Carece uña y en su lugar posee una cabeza metálica redonda y una superficie de golpe plana.

Mazo

Es uno de los más populares. Su uso más común es en los trabajos delicados, razón por la que su cabeza es más suave que el resto de los martillos.

Martillo de mecánico

También recibe el nombre de martillo neumático o martillo rompepavimentos o demoledora. Es exclusivo de las tareas propias de la mecánica. Es una máquina que en lugar de utilizarse para clavar, sirve para hacer agujeros grandes o demoler construcciones.

Martillo de chapista

Este tipo de martillo tiene tanto la mocheta como la boca redondas, es un martillo más blando y delicado. Habitualmente se usa para alisar chapas de automóviles o para tratamientos de desabollado.

Martillo de ebanista

Este tipo de martillo presenta por un lado una mocheta plana y cuadrada, mientras que la boca tiene forma de cuña y es más fina para poder dar golpes más precisos. Este tipo de martillo no puede faltar en ningún equipo de bricolaje, es el martillo clásico que hay en todas las casas. Se usa habitualmente para clavar clavos o clavijas en la madera e indistintamente para trabajos de ebanistería, carpintería o cerrajería.

Metro

Una cinta métrica, un flexómetro o simplemente metro es un instrumento de medida que consiste en una cinta flexible graduada y que se puede enrollar, haciendo que el transporte sea más fácil. También con ella se pueden medir líneas y superficies curvas.

Herramienta vital. Antes de realizar cualquier trabajo de bricolaje es necesario medir. Los hay de plástico y de metal, con cuñas para fijarlos mientras se hace la medición y hasta electrónicos con mucha precisión.

Metro de carpintero o plegable

El metro de carpintero o metro plegable:

Es un instrumento de medida de uno o dos metros de largo con segmentos plegables de 20 cm. Antiguamente era de madera o incluso de metal, aunque hoy en día se hacen de plástico o fibra de vidrio. Es de uso común en carpintería y en construcción. Tiene la ventaja de su rigidez y de que no se debe desenrollar.

Tiene forma de zig-zag, es plegable y no se dobla cuando está totalmente estirado. Mientras que la regla metálica es perfecta para trabajar con gran precisión y hacer líneas completamente rectas.

La cinta métrica extensible:

Utilizada en medida de longitudes se construye en una delgada lámina de acero al cromo, o aluminio, o de un entramado de fibras de carbono unidas mediante un polímero de teflón (las más modernas). Las cintas métricas más usadas son las de 5, 10, 15, 20, 25, 30, 50 y 100 metros.

Las cintas o metros de costurera:

Son de tela o plástico, que se adapta a las prendas de vestir durante el proceso de confección. La longitud más frecuente es 1,5 m

Están marcadas por las dos caras; el inicio de la numeración en una cara coincide con el final de la numeración en la otra cara; así siempre se puede obtener una medida, independientemente del extremo que se elija, algunas tienen una cara marcada con el sistema métrico decimal y el otro lado con el Sistema Inglés (cm/pulg). Se utilizan tanto en alta costura como en corte y confección.

Lo cierto es que cualquiera de ellos, nos darán la medida exacta de lo que queremos medir, y mucho más importante, si tenemos que cortar algo, vale más no pasarse, así que…¡coge el metro!

2 Comments

  1. Muy buena explicación de cada una de las herramientas de como se usan correctamente y con cual nombre se conocen; por que hay personas que no saben esto.Excelente explicación.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad

This div height required for enabling the sticky sidebar

Publicidad